Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de abril, 2016

La verdadera felicidad.

Felicidad. ¿Cuántas veces creemos haberla sentido? El mundo en el que vivimos se ha vuelto tan material, tan superficial que nos confunde y creemos encontrar felicidad en muchas cosas, pero ninguna de esas es una verdadera alegría. No es lo mismo sentirnos satisfechos o complacidos a sentirnos felices, una cosa es realizarnos y sentir la satisfacción que eso produce en nosotros. Ese tipo de sensaciones no duran para siempre, se vuelven un recuerdo que se medio borra con el tiempo, porque poco a poco comienzan a surgir retos para los cuales no estábamos preparados y nos roban la satisfacción que buscábamos.
En cambio cuando se goza de un momento feliz, por más corto que este haya sido, las gratificaciones que nos da son inmensas, además que con el tiempo, cuando se vuelven recuerdo siempre que pensemos en eso recordaremos y volveremos a sentir la felicidad que tuvimos en ese momento. Es por esto que mucha gente se aferra a los recuerdos y en ocasiones no pueden seguir viviendo. El ti…

Vacío.

Aquí estamos, viendo cómo nos hemos estado olvidando sin tener ganas de volver al pasado y con tan solo imaginarlo decidimos borrarlo como cualquier foto en una laptop, pues si eso es lo que ha pasado perdimos el amor pero si bien es cierto eso no se pierde solo se deja de sentir y listo no creo que sea los mismo el perder a no sentir, tantas promesas que nos han hecho y tan incompletas que quedan al terminar ya sea una relación o un matrimonio pero ¿para qué prometer algo que no vas a cumplir? Porque las promesas te llenan de ilusión al ver que solo está contigo y que lo que dice o promete lo quiere solo contigo pero no todo se tratas de promesas, no creo que así funcione una relación, el punto es que no es así, porque seamos realistas como comienza termina, claro duele muchísimo pero llegará alguien mejor, lo digo no por experiencia sino que se que es así además apenas comienzan tus historias de amor y dolor, ya las mías sean multiplicado más dolor que amor pero me he acostumbrado …
Y en ese momento comprendí todo. En el momento en que mis labios se separaron del cigarro y que libere el humo, en ese momento todo tenia sentido. Como la vida podía ser algo tan complicado, pero al momento de inhalar los problemas todo parecía una mentira. Inhala, exhala, déjalo ir. Sentí como mis problemas se desvanecían junto con el humo del tabaco y me sentí libre. Comprendí el porque la gente no quería dejarlo, juro que lo hice y cuando lo hice recordé tu rostro, porque así como la gente no quería dejar sus adicciones, yo no quería dejarte. Al acabarme el cigarro tome la cajetilla y la cerré, desde el día que comprendí todo, prometí dejarlo ir, así como te deje ir a ti. Inhala, exhala, déjalo ir.

 Las palabras que no solo me enseñaron a fumar, me enseñaron a amar.